The Allman Brothers

the allman brothers duane y greg banda de rock sureño

Años de Actividad  1969-1976
1978-1982
1989-2014
Género(s) Rock Sureño
Country Rock
Discos de Estudio 12
Artistas Relacionados  CCR
The Grateful Dead
Web Oficial allmanbrothersband.com

The Allman Brothers apareció a finales de los años 60 de la mano de los hermanos Duane y Gregg Allman y se convirtió muy pronto en una de las banda más respetadas del Rock Americano.

Se les atribuye ser los creadores, junto a Creedence, del Rock Sureño. Pero su música fue mucho más allá, incorporando elementos de otros géneros tradicionales como el Country, el Blues o el Jazz.

Su gusto por la improvisación y su forma de entender las guitarras y los teclados han sido muy influyentes para casi toda la música Rock que ha venido después de sus primeros discos de los 70.

Aunque, por desgracia, su historia se llenó también de sombras con la temprana muerte de Duane en un accidente de motocicleta en el año 1971.

Descubre la historia de una de las grandes bandas del Rock Americano y acércate a su música con nuestra selección de sus mejores discos y canciones.

Biografía

Los hermanos Gregg y Duane Allman se criaron en Jaksonville (Florida). En sus años de instituto se quedaron maravillados por la magia de los pioneros del Blues y del Jazz y ambos se colgaron una guitarra a los hombros. Aunque fue Duane el que resultó ser excepcional a las seis cuerdas…

Comienzos en Los Ángeles como Hour Glass

Pronto llegaron las primeras bandas. El primer intento tras dejar el instituto fue formar The Allman Joys. Pero al poco tiempo cambiarían de formación para abrirse camino en Los Ángeles bajo el nombre de Hour Glass.

Allí consiguieron una audición con la discográfica Liberty Records gracias a la Nitty Gritty Dirt Band.

Se hicieron un nombre en la Costa Oeste gracias a sus actuaciones en el Whisky Go Go. Incluso llegaron a telonear a grandes bandas de la zona como Buffalo Springfield, pero las cosas no salieron como esperaban.

Resultó que nunca tuvieron control sobre la producción de la música. La discográfica quería hacer un producto demasiado comercial y tan sólo estaban interesados en Gregg y en sus canciones para poder lanzarle como artista en solitario.

En medio de ese lío, Duane se había dedicado a ser guitarrista de sesión de artistas de la talla de Aretha Frankiln o King Curtis.

De hecho, una versión de «Hey Jude» que grabó para Wilson Pickett llamó la atención del mismísimo Eric Clapton, que terminaría por llamar al joven Duane para unirlo a su nueva superbanda Derek And The Dominos, pero esa es otra historia…

Fracaso como Hour Glass y vuelta a Jacksonville

Por un lado, Gregg decidió quedarse en Los Ángeles para terminar de grabar un disco que les restaba del contrato con Liberty Records, algo que no le gustó nada a los demás, en especial a Duane.

Corría el año 1968 y Duane ya estaba de vuelta en Jacksonville tocando la guitarra en «jam sessions» locales.
En una de esas sesiones de improvisación con miembros de la banda local Second Coming surgió la magia entre los músicos. Allí estaban el guitarrista Dickey Betts, el bajista Berry Oakley y nada menos que dos baterías; Jai Johanny Johanson (alias «Jaimoe») y Butch Trucks, que era el dueño de la casa en la que estaban tocando.

Cuenta la historia que después de estar cinco horas tocando juntos, Duane se puso frente a la puerta y dijo:

«El que no quiera estar en mi banda, va a tener que luchar para salir por esta puerta.»

Pero ninguno de los que estaban allí cantaban ni sabían escribir canciones. Aunque las cosas no acabaron bien entre los hermanos Allman en Los Ángeles, Duane llamó a a Gregg para que volviera a Florida y se uniese a la banda.

El resto es historia

Llega la tragedia a la banda: Las muertes de Duane Allman y Berry Oakley

El 29 de octubre de 1971 sucedió una desgracia. Duane perdió la vida en Georgia en un accidente de motocicleta. Chocó contra un camión en un cruce y salió despedido. En un primer momento sobrevivió al accidente, pero falleció horas después en el hospital.

Su muerte llegó poco más de seis meses después de publicar su tercer disco, el primero en directo, con el que, además, les estaban llegando el reconocimiento y las ventas.

Para entonces, estaban en medio de la grabación de Eat a Peach (1972), el que sería su siguiente disco..

La banda terminó de completar el álbum con algunas pistas sueltas de Duane y añadiendo otros temas grabados en directo.

Pero a finales del año 1972 llegó de nuevo la desgracia, falleció Berry Oakley, el bajista de la banda.

Curiosamente, Oakley también murió montando en motocicleta, a solo tres calles del accidente en el que había fallecido Duane un año antes. Además, había otras similitudes inquietantes. Oakley chocó contra un autobús, mientras que Duane Allman lo hizo contra un camión.

berry oakley and duane allman miembros fundadores de los Allman Brothers
Duane y Oakley

Aún así, la banda se rehizo, y unos meses después publicaron Brothers And Sisters (1973), que ha quedado para la historia como su álbum más vendido y celebrado. Hablamos más en profundidad sobre el disco en la siguiente sección del artículo.

Después llegaron los problemas internos y los cambios en la formación.
Dickey Betts, que estaba tomando galones en la composición de los temas se lanzó a probar suerte en solitario de forma paralela al grupo, al igual que Gregg.

Para 1976 The Allman Brothers se disolvía, aunque no definitivamente.

En cualquier caso, su periodo más brillante y exitoso había terminado.

Los mejores discos de Allman Brothers

Es difícil elegir los mejores discos entre la discografía de los padres del Rock Sureño. Aunque lo mejor que dieron sale de su primera etapa, sigue habiendo buenos destellos de Rock en los siguientes discos.

Pero nada iguala esos primeros trabajos en los que sentaron cátedra en el Rock And Roll. Cualquiera que quiera empezar a escuchar a los Allman Brothers debe hacerlo a través de alguno de estos dos discos.

At Fillmore East (1970-1971)

disco en directo At Fillmore East (1970-1971) de Allman Brothers

Grabado en la legendaria sala de conciertos Fillmore East de Nueva York en los días 11,12 y 13 de marzo de 1971.

A pesar de sus dos grandes primeros discos, la banda aún no vivía de la música ni había despegado a nivel de ventas y popularidad.
El año anterior se habían recorrido los Estados Unidos en furgoneta dando centenares de conciertos teloneando a grandes bandas del momento, como The Grateful Dead.

Esas tres noches en Nueva York demostraron que eran una banda de directo muy compenetrada y potente. Aunque el álbum solo tiene 7 pistas, algunas sobrepasan los 10 minutos de duración.
Algunos temas se estiran con largos pasajes de improvisación musical propios del Jazz, pero en clave de Rock And Roll.

El papel de Tom Down como productor de la grabación fue crucial. Sobre todo para eliminar y organizar el material de esas tres noches de grabación. El trabajo final, además de salvaje, fue fácil de digerir para el público, que elevó el disco a nivel de superventas.

El resultado es tremendo. Solo hace falta escuchar un poco para darse cuenta de porqué Duane Allman es considerado uno de los mejores guitarristas de la historia del Rock. Su compenetración con Dicky Betts a la otra guitarra y su creatividad y fluidez, sobre todo con el slide, es sencillamente impresionante.

El álbum ha viajado a través de las décadas con el cartel de «mejor disco en directo de la historia del Rock» a sus espaldas.

De hecho, en 1999 fue incluido en el Salón de la Fama de los Grammy​ y la revista Rolling Stone lo situó en el puesto cuarenta y nueve de su lista de los 500 mejores álbumes de todos los tiempos.

Por su parte, sus lectores lo colocaron en la segunda posición de los diez mejores discos en directo.

Ahí es nada.. Totalmente imprescindible.

Brothers and Sisters (1973)

the allman brothers ,portada disco brothers and sisters

Muchos no consideran Brothers And Sisters como uno de los mejores discos de Allman Brothers. Sin embargo, es un trabajo clave en su discografía.

Es el primero disco en el que no están ni Duane ni Oakley, que eran dos de los miembros más carismáticos. Dickie Betts se quedo solo como guitarrista y dió un paso adelante, componiendo y cantando la mayoría de los temas del disco.

Es el disco en el que la banda demuestra que no estaba dispuesta a parar. Como consecuencia, se convirtió en su disco más vendido.

Oatkley con sus líneas de bajo, pero sobre todo Duane con su guitarra solista, daban lugar al virtuosismo en los trabajos anteriores.
Aquí, sin embargo, se quitaron un poco de ese virtuosismo. No incorporaron otro guitarrista y los temas del disco suenan menos instrumentales y más redondos.

Mientras otras bandas del Rock Sureño como Lynyrd Skynyrd seguían en esa senda musical más rugosa, los nuevos Allman Brothers sacaban músculo con un disco mucho más compacto.

El álbum se convirtió en disco de platino y disparó la popularidad de la banda, que se convertiría en una de las grandes bandas del Rock Americano en la segunda mitad de los años 70 antes de su disolución.

Un buen disco para acercarse a lo que realmente son Allman Brothers, o más bien, para entender lo que serían después de que Duane y Oakley se fueran antes de tiempo.

Las mejores canciones de Brothers Band

Es difícil elegir las mejores canciones de una banda que no tiende a canciones redondas. Sino a temas largos, instrumentales, con mucho nervio.

En cualquier caso aquí van cinco de las mejores canciones que lanzaron The Allman Brothers. Si no son las mejores, al menos, les reconoceremos el mérito de ser las más recordadas o conocidas.

1. Midnight Rider (1970)

La canción fue el segundo sencillo de Idlewild South (1970) , su segundo disco. Banda sonora en algunas películas y versionada por casi todos los grandes del Americana Music. Desde Stephen Stills a Willie Nelson, pasando por muchos otros.

Un himno de la banda y del Rock Sureño. Seguro que si no la conocías, la habías escuchando en algún otro sitio antes.

2. In Memory of Elizabeth Reed (1973)

También forma parte de su segundo y gran disco Idlewild South (1970).

Canción completamente instrumental de 7 minutos de duración. Guitarras armonizadas, solos potentes, buenos teclados.. El tema cobraba vida propia en directo donde la improvisación era la nota dominante.

Pura esencia de lo que realmente eran Allman Brothers como banda: Buenos músicos disfrutando.

3. Melisa (1972)

Formó parte de ese disco de tránsito que fue Eat a Peach (1971). Es un gusto cuando las grandes bandas de Rock bajan un punto las revoluciones, miman los detalles y buscan tocar fibra.

Una melodía preciosa, rodeada de unos arreglos de guitarra inconfundibles.

4. Ramblin´ Man (1973)

Escrita y cantada por Ricky Betts. El título de la canción es un guiño a Sr. Ramblin´Man un clásico del Country de Hank Williams. La canción es de corte Country tradicional, por eso la banda se mostró contraria a grabarla.

Clave para el éxito de la banda. En esos años el Country Rock estaba cotizando al alza.

5. Jessica (1973)

Otra delicia instrumental de 7 minutos.

La banda no había perdido ese arraigo por la improvisación Rock. Pero en la comparación con otros temas instrumentales de los primeros años, suena mucho más melódico y accesible.

¿Mejor? ¿Peor? Para gustos los colores..

Para saber más de la banda te recomiendo este artículo de la Rolling Stone.